AMLO avala exoneración de FGR al general Cienfuegos; “no se pueden inventar delitos”

  • El Presidente de México fijó su posición sobre la exoneración al general Salvador Cienfuegos por parte de FGR; se intentó afectar la relación bilateral, señala.

Ciudad de México.- El Presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, fijó este viernes su posición sobre la exoneración al general Salvador Cienfuegos de las acusaciones derivadas de su arresto en Estados Unidos, en la que avaló la decisión de la Fiscalía General de la República (FGR).

«Es un asunto que le correspondió a la FGR resolver, pero de una u otra manera tiene que ver con el gobierno que represento, es una decisión que toma la FGR pero que el gobierno que represento secunda, es decir, avala, respalda», dijo AMLO.

Andrés Manuel López Obrador aseguró que la desestimación de los cargos interpuestos por el país vecino del norte al General Cienfuegos, se determinó porque se trata de una acusación «que se le fabricó al general Cienfuegos por la agencia estadounidense encargada del combate a las drogas, por la DEA».

Por ese motivo, AMLO agregó, su gobierno no permitirá que se inventen delitos.

«Porque nosotros sostenemos que debe de terminarse la impunidad, desde luego la corrupción, pero también que no pueden haber represalias, venganzas, y que no se pueden inventar delitos, que nadie debe de actuar de esa manera, trátese de quien se trate. Lo más importante es la verdad y la justicia», apuntó.

«Para despejar dudas y malos entendidos, y que no se crea que somos iguales y que no hay ningún cambio, y que hay intereses, y que somos encubridores, y que también somos peleles al servicio de intereses extranjeros», señaló.

Pidió al canciller Marcelo Ebrard realizar una relatoría del caso, que incluya la carta que enviaron a Estados Unidos, la respuesta de la DEA, y toda la documentación que se entregó a la Fiscalía General de la República.

«He dado instrucciones al secretario de Relaciones Exteriores para que hoy mismo, lo más temprano posible, se ponga a disposición del pueblo de México todo el expediente que nos envió el gobierno de Estados Unidos, completo, para que pueda ser consultado, revisado, e investigado por quien lo desee, transparencia plena», indicó.

Sostuvo que si la DEA responde y advierte que tiene pruebas de otro tipo, «entonces también lo daríamos a conocer».

«Pero la fiscalía ha actuado porque se consideró que los elementos de prueba presentados por el gobierno de Estados Unidos, en este caso por la agencia DEA, no tiene ningún valor probatorio para procesar, para iniciar un juicio en contra del general Cienfuegos», añadió.

Cuestionó a la DEA por haber hecho una investigación «sin sustento» y «sin pruebas», y también por haberlo capturado en temporada electoral.

«El general ya había incluso estado en Estados Unidos en marzo, había estado de visita con su familia, a lo mejor no habían terminado la investigación, o ya la habían terminado pero consideraron que no hay tiempo, por eso hay que investigarlo», concluyó.

Por su parte, Marcelo Ebrard destacó que al momento de la detención de Cienfuegos, la cancillería trabajó en primer término para garantizar la legítima defensa y el debido proceso de Cienfuegos, como cualquier mexicano.

Posteriormente, dijo, se manifestó la inconformidad de que no se haya notificado al gobierno mexicano pese a colaborar juntos en la erradicación de la delincuencia organizada.

«Ese punto lo hicimos notar y se notificó, nos respondieron que era un asunto muy delicado, bueno «por qué no me informaste», entonces pedimos los elementos, porque si se cometieron ilícitos y se protegió a la delincuencia al más alto nivel, México no lo va a consentir», apuntó.

Por ese motivo, indicó que el gobierno estadounidense determinó enviar al general a México y entregarle las pruebas para que la Fiscalía General de la República hiciera las investigaciones correspondientes.

«Se puso en manos de la fiscalía, llegó Salvador Cienfuegos a México y se le sujetó a proceso, se llamó a comparecer al general, se le leyó el expediente, se valoró lo establecido en los documentos que nos mandaron, verificaron los elementos que se describen y se le da la oportunidad al general de defenderse. La Fiscalía concluye que no hay elementos para sustancias la causa en contra del general. No es que no se haya hecho nada, sí se hizo», aseveró.

Con información de La Razón.