Goyo Gómez: politizar la justicia

Punto de Vista/Por Filiberto Vargas Rodríguez.

Prefacio.

Una vez definidos los términos de la alianza opositora, el PRI trabaja a marchas forzadas para brindar a sus abanderados las mejores herramientas para conseguir buenos resultados. *** El partido tricolor tiene fincadas sus esperanzas en el papel que habrán de desempeñar sus candidatos a las diputaciones federales, en especial Pepe Yunes, Américo Zúñiga y Adolfo Mota. *** Pero el comité estatal del PRI no se cruza de brazos y ha estado operando para fortalecer a sus mejores cartas en la contienda local. *** De esa manera, en la zona sur han congregado la operaci´pon en torno al candidato por la alcaldía de Coatzacoalcos, Carlos Vasconcelos, personaje con arraigo, identidad e influencia. Su desempeño deberá repercutir en otros aspirantes de la zona sur. *** En Orizaba, la apuesta está basada en el candidato a la alcaldía, Juan Manuel Diez, quien logra congregar a su alrededor a muchos grupos políticos con influencia y que es ampliamente reconocido como un político que da resultado. *** Xalapa, por ser la capital, representa una posición estratégica, y la estrategia del tricolor está recargada en tres figuras jóvenes, ya probadas en el servicio público y con camino recorrido en el ámbito político: David Velasco por la alcaldía, y sus amigos Américo Zúñiga y Adolfo Mota por el Congreso federal. A ellos se suma el tabajo que hará en Perote y Coatepec Pepe Yunes. *** En la zona norte, quizá el territorio con menor influencia del PRI, el sistema de alianzas les ha permitido operar con reconocidos políticos de la zona, como Ricardo García Guzmán y sus hijos, y el trabajo reconocido de Zita Pazzi. *** Son tiemps de sumar, y a eso se ha dedicado Marlon Ramírez en los últimos días.

* * *

Desde la primera reunión de los dirigentes del PRI (Marlon Ramírez), PAN (Joaquín Guzmán) y PRD (Sergio Cadena) quedó claro que el partido del Sol Azteca llevaría “mano” en la designación del candidato a la alcaldía de Tihuatlán.

No había medición, no había reporte del ambiente político en el norte de la entidad, que no mencionara como seguro triunfador al ingeniero Gregorio Gómez Martínez, más conocido por todos como “Goyo” Gómez.

Su secuestro y posterior captura, por parte de la Policía Ministerial de Veracruz tiene, entre otros fines, el interés de desactivar a un poderoso enemigo con influencia no sólo en el municipio por el que competiría, sino en toda la región.

Perredista “de hueso amarillo”, Goyo Gómez fue factor decisivo en las elecciones del 2016 y 2018, en la alianza que su partido realizó con el PAN de Yunes Linares, de manera que su aprehensión ha sido considerada como otro mensaje del gobierno de Morena para el jefe del Clan de El Estero.

Bien dicen que cada gobernador define el tono de su gobierno, a partir del perfil de sus colaboradores y las tareas que les encomienda.

Si de pronto Cuitláhuac García fue convencido de que su más peligroso enemigo, Miguel Ángel Yunes Linares, ocuparía al PRD como su ariete en el proceso electoral que se avecina, se entiende que pretenda desactivar a ese partido que en números representa una minúscula fuerza

¿Cómo desactivarlo? Eso depende del colaborador a quien se le encargue la tarea.

Es muy probable que el diputado Juan Javier Gómez Cazarín hubiera optado por “sumar” al proyecto morenista a personajes de peso estratégico en el PRD. Pero la tarea no se la encargaron a él, sino al secretario de Gobierno, Éric Cisneros, quien no conoce mejor fórmula para inhibir al enemigo, que el terror, y no hay herramientas más eficaces para provocar pánico entre los rivales, que la implacable maquinaria de la justicia.

Desde que el propio Éric Cisneros presionó para que quedara a cargo de la Fiscalía de Veracruz su subalterna, Verónica Hernández, quedó claro que las decisiones de ese organismo no se tomarían en las oficinas de Arco Sur, sino en Palacio de Gobierno.

Más adelante hizo lo propio en el Poder Judicial, de manera que ambos organismos –supuestamente “autónomos”- operan hoy bajo las directrices del gobernador, o de su “operador”, el secretario de Gobierno.

El modus operandis utilizado contra Goyo Gómez fue el mismo que el empleado con otro perredista, Rogelio Franco. Se envió a la policía estatal para capturarlo con cualquier pretexto; antes de ponerlo a disposición de un juez, se hizo una “escala” de varias horas, que aprovecharon para torturarlo y amenazarlo, de manera que entendiera que nada puede hacer contra el gobierno y que lo que más les conviene es “colaborar”.

El detenido es presentado a un juez “de consigna”, de esos que, para evitarse problemas, hacen todo los que les ordenan desde el Tribunal Superior de Justicia.

¿Resultado? El político opositor termina en la cárcel, infamado por las plumas alquiladas al gobierno estatal, y el partido que los respalda debe actuar de emergencia, ante la posibilidad de que dicho procedimiento judicial descalifique a su mejor carta para competir por un cargo de elección popular.

Hay quienes, sin embargo, entienden que las leyes no son “comodines” que se pueden utilizar de manera arbitraria, con el fin de obtener beneficios políticos.

Ese es el caso de Goyo Gómez. Su familia se ha movido con celeridad y habrá de confrontar al poder político con la Ley en la mano.

La estrategia de Éric Cisneros tiene demasiados huecos y no pasa el más sencillo examen jurídico.

Ya se verá.

* * *

Epílogo.

En Altotonga el PRI ya tiene candidato. Se trata de Nacho Morales. En este mismo espacio se publicó hace más de un mes: “en Altotonga, Juan Ignacio Morales es reconocido como garantía de responsabilidad y compromisos cumplidos”. *** Esos valores fueron reconocidos por la dirigencia de su partido y este joven político llevará la bandera tricolor en busca de la alcaldía. Es, por mucho, el candidato más fuerte. *** En la alianza “Juntos Haremos Historia” se acortan los plazos y están por defirse las candidaturas a las alcaldías y a las diputaciones locales. En Naolinco sigue sonando fuerte el nombre de Sergio García Barradas, personaje con amplia experiencia en el servicio público, lo que es bien reconocido por sus paisanos. *** El secretario de Salud de Veracruz, Roberto Ramos Alor salió este domingo a disculparse y admitir que por “un error” en la conferencia de prensa que ofreció el sábado, se informó –de manera errónea- que la aplicación de la segunda dosis para personas de la tercera edad en el puerto de Veracruz iniciaría el 15 de abril. *** El funcionario aclaró que en esa fecha no está contemplado iniciar la vacunación en el puerto jarocho y que, tal vez, este lunes se tenga ya la fecha precisa para ese procedimiento. *** Con la aplicación de 126 mil 025 vacunas contra Covid-19 este domingo, la cantidad de dosis aplicadas en el país llegó a 11 millones 395 mil 137. Del total, 2 millones 68 mil 821 corresponden a esquemas completos, informó Gabriela Nucamendi Cervantes, directora de Vigilancia Epidemiológica de la Secretaría de Salud. *** Muchas gracias para quienes se han preocupado por mi estado de salud, luego del accidente sufrido hace ya 10 días. Mi rehabilitación requerirá terapia física y medicación, por lo que en algunos momentos me veré impedido de escribir esta colaboración. Mientras me sea posible, seguiré aportando mi “Punto de Vista”.

filivargas@gmail.com